Bar Bodega Balmes


Actualización 12-01-2016: la bodega ha reabierto con nuevo look y nueva carta.
________________________

Como creadores de esta humilde plataforma de BARES AUTENTICOS nos encontramos en muy pocas ocasiones con establecimientos que, reuniendo perfectamente los requisitos de nuestro filtro, no desean formar parte de nuestra plataforma divulgativa. Es una situación un tanto contradictoria pero a la vez muy fiel al espíritu indomable y genuino que tanto defendemos desde este blog.

Es por eso que esa dicotomía nos conduce a una situación un tanto paradójica: nos encanta y reafirma en parte en nuestra propuesta el hecho de que un establecimiento no requiera de ningún estímulo propagandístico ni publicitario (venga de quien venga) y a la vez nos entristece el no poder dar parte de nuestros pequeños descubrimientos al gran público.

Este dilema se nos presentó por primera vez en Madrid con el bar La Venencia, del cual dimos parte en un post anterior y en el cual respetamos la voluntad de sus propietarios de no publicar fotos, si bien pudimos dar nuestra opinión y recomendaciones como un cliente cualquiera.

En el caso que atañe a este post, el del Bar Bodega Balmes de Barcelona, el ostracismo por parte del dueño es mayor aún puesto que su rechazo a cualquier comentario o artículo referente a su local ha sido debidamente remarcado y enfatizado sin tapujos. Nuestro poder de persuasión ha sido puesto a prueba y sin duda nuestra autoestima ha quedado un poco tocada al no poder persuadirles con nuestra propuesta.

Sin embargo, y no es una cuestión de orgullo herido, hemos decidido postear esta pequeña reseña con la esperanza de que: 1º: La gerencia del bar Bodega Balmes no se entere de que hemos escrito este post (cosa bastante probable) y 2ª: en caso de que lo lean, se den cuenta de que estamos en el mismo bando; defendemos a ultranza los pequeños bares y comercios de barrio de toda la vida y que este humilde artículo no les puede perjudicar en absoluto.


Dicho esto, y sin dar muchos detalles, podemos decir que el bar Bodega Balmes es más una pequeña bodeguita en la que todavía sirven vino al detalle de sus barricas (hasta que el Gobierno decida que eso es insalubre o invente cualquier excusa para que no podamos comprar nada que no esté envasado en bolsitas individuales, ¡¡al estilo de la absurda normativa del aceite en los restaurantes!!).

El local es muy pequeño y de aspecto añejo, con un pequeño mostrador-barra en el que se pueden degustar algunas conservas, aceitunas y patatas chips como único ágape disponible. Desde luego no captará clientela por su gastronomía, pero el local es auténtico como pocos y mientras tomas el aperitivo -de pie, puesto que ni siquiera dispone de taburetes o mesas- te puedes entretener contemplando la extensa colección de llaveros expuesta en las paredes bajo una gruesa pátina de historia.

Bar Bodega Balmes
Calle Balmes, 363. Barcelona

2 Comments

Add Yours

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Notifícame nuevos comentarios por e-mail. También puedes suscribirte sin comentar.