Blog

Celler 1912

Actualización 17-2-2016. Hemos añadido nuevas fotos y actualizado el horario.
_______________________

Al lado de Barcelona y en pleno casco antiguo de L’Hospitalet de Llobregat nos encontramos una bodega que, curiosamente, justo ahora ESTÁ DE ANIVERSARIO, el número 100, para ser exactos. Se trata del Celler 1912, ubicado muy cerca del mercado y en una calle tranquila, perfecta para pasear y parar a “repostar”.

El Celler 1912 es una bodeguita de distribución singular, no ya por el espacio, que está DIVIDIDO EN 2 ZONAS sino por la extraña disposición de la barra o barras, pues hay varias zonas en las que poder colocarse, una entrando a la izquierda y que admite ambos lados para sentarse, una en forma de L más al fondo, justo donde está la vitrina de alimentos…

Más allá de todo el SURTIDO DE VINOS y vermuts que la bodega suministra, que no son pocos, podemos llenar el buche con un VARIADO REPERTORIO DE ENCURTIDOS: tomatitos rellenos y algo picantes, anchoas, surtido de banderillas, balacao con ñoras… Sin echar en falta dos clasicazos de todo bar que se precie: las olivas verdes y las patatas chips.

Bodega del Poblet

La Bodega del Poblet, que así se llama el último local visitado por Bares Auténticos, ha sido sin duda UNA DE LAS GRANDES SORPRESAS hasta el momento. Seguramente, el hecho de carecer de referencias y no crear expectativas previas ha acuciado la buena impresión que nos llevamos, pero no cabe duda de que el establecimiento es más que recomendable.

Como su nombre indica, se trata básicamente de una bodega DE LAS DE TODA LA VIDA (y que por desgracia van desapareciendo), situada en pleno Eixample de Barcelona, cerca de la Sagrada Familia.

El local, que tiene una entrada pequeña, está dividio en 2 salas, una primera donde se ubica la barra y las neveras y una segunda sala donde se ubican las botas de vino, tanto en las paredes como en el suelo, a modo de mesas. Es en estas mesas y en la pequeña barra de la entrada donde se pueden degustar una AMPLIA VARIEDAD DE PLATOS Y TAPAS, desde las conservas frías hasta platos más elaborados de los que cabría esperar en una bodega.