Blog

El origen del sifón de soda para el vermut

Hace unas generaciones atrás, en los bares existía un matrimonio indivisible claramente identificable: el vermut y el sifón de soda. Era muy común que nuestros padres y/o abuelos se tomaran el vermut rebajado con vermut, así que nunca podían faltar ninguna de las dos cosas en la barra del bar; productos que han vuelto pero de manera distinta.

Mientras que el vermut ha vuelto con fuerza a nuestras barras desde hace unos 6 años, la moda del sifón de soda viene de unos pocos años más atrás y, casi exclusivamente, como elemento decorativo. El gusto por lo vintage, lo atractivo del artilugio y la escasez de existencias han convertido en el sifón en un producto muy deseado. Y es que, si bien en el siglo XX existían en España muchas fábricas de agua carbonatada y sifones, hoy en día son poquísimas las empresas que lo fabrican.